lunes, agosto 02, 2010

La guerra por Internet

El otro tema del que estoy ansioso por poder comunicar es la guerra que hay ahora mismo por defender la Internet tal como la conocemos, sobre la cual ya he hablado por aquí también.

Parece que se ha declarado ya una ofensiva total por parte de los grandes poderes de este mundo, aunque por suerte también hay muchas fuerzas que están a favor de la Internet libre. No se sabe en absoluto qué va a pasar. Eso sí, todo ello al margen de los medios de masas y del conocimiento de la mayoría de la gente...

La lucha se concentra actualmente en dos puntos (mientras avanzan lentamente en sus trámites burocráticos la Ley Sinde y su hermana Hadopi en Francia): el tratado ACTA y el caso WikiLeaks.

- Aquí hay una web coordinando el tema ACTA y explicando qué pasa con ello:


- El pasado marzo, varios eurodiputados presentaron una declaración en contra del tratado, y la ofrecieron para que sus compañeros la firmen. Si se consige la firma de la mitad de los miembros, la declaración se convertirá en la postura oficial del Parlamento Europeo. El mes pasado, tras una intensa sesión en la que fue fundamental la participación ciudadana llamando en persona a los parlamentarios, se decidió aplazar el cierre de la recogida de firmas hasta el 9 de septiembre, para dar más tiempo a que todos puedan tomar una decisión. Es importante seguir llamando o escribiendo para contrarrestar la presión que hacen los lobbys pro-ACTA.
- La web WikiLeaks, fundada por Julian Assange, demuestra cómo podría ser el nuevo auténtico periodismo-denuncia del Siglo XXI. En estos momentos se encuentra publicando una serie de vídeos y otros documentos de alto secreto, filtrados por el militar Bradley Manning, que demuestran la ejecución de crímenes de guerra por parte del ejército de los EE.UU. en Afganistán. El gobierno de Obama ha lanzado una ofensiva durísima contra los autores, acusándoles de espionaje y revelar secretos de estado (lo cual podría llevar incluso pena de muerte), mientras que gobiernos como el de Islandia acogen a esta web y a su fundador y se declaran como "santuarios libres" de la información.

No hay comentarios: